Regístrate y obtén un 10% de descuento para tu primera compra. Código: bienvenida10

¿DE QUE COLOR ES TU DIETA?

No hay nada como inspirarse leyendo un buen libro sobre Salud de la mano del Dr. Andrew Weil autor de varios libros de nutrición y medicina natural. Revisando el capítulo sobre la dieta antiinflamatoria menciona la importancia de incluir en nuestra dieta alimentos de todos los colores para obtener un equilibrio en fitonutrientes protectores.

Estos compuestos se encuentran en los pigmentos que las plantas desarrollan para defenderse de las agresiones externas, por lo que aumentar el consumo de frutas y verduras de tonalidad intensa nos proporcionaran una protección inmunitaria, antioxidante y cardiovascular. Los principales fitonutrientes presentes en los frutos y bayas de color púrpura, azúl y rojos se denominan antocianinas y los que encontramos en vegetales de color naranja y amarillo pertenecen a la familia de los carotenoides.

Si aumentamos el consumo regular de vegetales ricos en atocianinas y carotenoides no solo nos protegeremos del estrés oxidativo causado por los radicales libres, también aportaremos un efecto antiaging puesto que previenen el envejecimiento celular. Otra de las propiedades importantes de estos pigmentos es su acción sobre los capilares de la retina, actuan mejorando la visión y en el caso de los diabéticos ayudará a prevenir la retinopatía diabética.

Desde la perspectiva de la Medicina Tradicional China, los colores de algunos alimentos están asociados a determinados órganos del cuerpo y repercutirán en su funcionamiento, es por esto que los alimentos de color verde ricos en clorofila (escarola, alcachofa, espinacas) son de gran ayuda en la depuración y detoxificación del hígado.

Los vegetales de color blanco como la cebolla, puerro y algunas coles son de gran ayuda para el pulmón, su contenido en compuestos azufrados ejercen una acción antibiótica, mucolítica y antiespasmódica muy beneficiosa para nuestros pulmones en caso de infeccion respiratoria. Ahora más que nunca conviene incluir estos alimentos en nuestros platos para reforzar el sistema respiratorio frente a virus invernales.

Si queremos reforzar nuestro sistema digestivo y favorecer la mucosa que tapiza todas sus cavidades, los alimentos ricos en carotenos de color anaranjado serán los más indicados. El Qi de estómago necesita regenerarse para mejorar sus funciones nutritivas por lo que los vegetales ricos en betacaroteno precursor de la vitamina A serán los más adecuados, abundan en zanahoria, calabaza, boniatos y frutas como mango , kaki y papaya.

El tomate como gran protagonista de las ensaladas de verano destaca por su contenido en licopeno, conocido pigmento carotenoide con gran efecto antioxidante que le confiere su intenso color rojo. Lo importante de este componente es que reduce el riesgo de sufrir enfermedades del corazón y las arterias. El verano es la estación más Yang del año y el órgano que más puede sufrir por el calor extremo es el corazón, por lo tanto los alimentos más adecuados seran las frutas y verduras con abundante agua como es el caso del tomate, ingrediente principal del gazpacho y bebida estrella del verano, además algunas recetas incluyen la sandia al ser una de las frutas más refrescantes y rica en licopeno.

Ahora que sabes los fitoquímicos tan maravillosos que esconden los colores de muchas plantas y frutas te animo a que llenes de color tus platos, aprovecharás las propiedades protectoras y antioxidantes de las antocianinas y carotenoides presentes en sus bayas, hojas, tallos y raíces.
Al mismo tiempo conviene que reduzcas todo lo posible los alimentos procesados y refinados que no son fuente de fitonutrientes.

Cuanto mayor sea nuestra regularidad en el consumo de alimentos ricos en antioxidantes y fitonutrientes mejor será nuestra Salud.

Dejar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *